Evitar el estrés del gato ante una nueva mascota - Royal Canin

Mascotas sin estres

Gato y perro, una nueva mascota en el hogar atravesarlo sin estrés

Una nueva mascota en el hogar

La llegada de una nueva mascota en el hogar puede ser el origen de ciertos conflictos en la convivencia, descubrí cómo transformar esta situación de estrés en una relación beneficiosa para tu gato.

 

La llegada de una nueva mascota al hogar puede producir conflictos de convivencia que se traducen en estrés. Sin embargo, con un nuevo integrante en la casa también tu gato puede experimentar cambios muy positivos para su estilo de vida.

Si bien el primer contacto puede no ser amistoso, con el tiempo la interacción y el juego con otra mascota pueden ayudar a mejorar su comportamiento y su salud.

La vida de un gato experimenta cambios muy positivos con la llegada de otra mascota: interacción, juego, comportamiento, salud, etc.

Pero estos beneficios no llegan de forma inmediata, en la mayoría de las ocasiones, los primeros contactos no suelen ser “muy amistosos”. Podés recurrir a los siguientes recursos para ayudar a la adaptación. 

Prepará a tu gato para la presentación

Para atenuar el impacto de la llegada del nuevo integrante recomendamos hacer una presentación a distancia. 

  • Primero frotá con un paño a la nueva mascota para impregnarlo de su olor.
  • Dejá el paño impregnado en el espacio de tu gato. Así podrá acostumbrarse al olor de su nuevo compañero sin el estrés de encontrarse con él.
  • Luego frotá el mismo paño en tu gato. De esta forma el olor inundará su espacio vital ayudándolo a estar más receptivo en el momento de la llegada de la nueva mascota.

La llegada

Aún tomando estas precauciones, la llegada de la nueva mascota puede generarle estrés a tu gato. En estos casos es recomendable administrarle feromonas tranquilizadoras como una ayuda adicional para mantenerlo tranquilo.
En caso de necesitarlas, podés adquirirlas en clínicas veterinarias y tiendas especializadas.

El primer acercamiento

La presentación de la nueva mascota a tu gato no debe ser brusca ni forzada. Lo mejor es asignarle a cada uno un espacio específico separado por una puerta.
De esta forma, ambos podrán tomarse su tiempo para familiarizarse con sus olores antes del primer contacto.
Luego podrás abrir la puerta de a poco para que puedan verse y acostumbrarse gradualmente.

La presentación

A partir del primer acercamiento, ellos serán los que marquen sus pautas de convivencia y definan sus territorios.
Si el nuevo integrante también es un gato, es indispensable proporcionarles comederos, bebederos y bandejas sanitarias diferenciadas para evitar posibles conflictos territoriales, de dominancia o agresividad.

Luego de un período de conocimiento, tus gatos disfrutarán de una convivencia saludable que favorecerá a ambos.

 
  • facebook
  • twitter
  • youtube