Los Carbohidratos

FOS

También conocido como: Los fructo-oligosacáridos, Prebióticos

La incorporación de los FOS al alimento permite prevenir las diarreas infecciosas provocadas por la proliferación de bacterias peligrosas en el intestino a la vez que nutre correctamente a las células del colon para facilitar su regeneración periódica.

Algunos detalles

Los fructo-oligosacáridos, también conocidos como FOS, son fibras fermentables. No obstante, si no se digieren, fermentan rápidamente gracias a la acción de las bacterias presentes en el colon, lo que provoca una liberación de ácidos grasos de Pequeño tamaño (denominados ácidos grasos volátiles) que tienen los siguientes efectos:

  • Acidifican el tracto intestinal;
  • Son unos nutrientes excepcionales para el mantenimiento y regeneración de las células;
  •  Protegen a las paredes del intestino grueso.

Funciones en el organismo

Mediante su fermentación, los FOS permiten nutrir directamente a las células del intestino grueso. Pero también favorecen la instalación de una flora bacteriana concreta (bífidus y lactobacilos) cuyos efectos beneficiosos para la salud del tubo digestivo son De sobra conocidos:

  • Inhibición del crecimiento de las bacterias "malas" (patógenas);
  • Mejora de la digestión y de la absorción de nutrientes. Un suplemento de FOS en la alimentación de las perras reproductoras permite aumentar el nivel de anticuerpos (IgM) presente en la leche, lo cual redunda en beneficio del sistema inmunitario de los cachorros.

Fuentes naturales

La síntesis de los FOS la realiza un hongo, el Aspergillus nigricans, al entrar en contacto con el azúcar. El azúcar o sacarosa está compuesto por una asociación entre una molécula de glucosa y una molécula de fructosa. El hongo segrega una enzima que permite añadir las moléculas de fructosa suplementarias para formar FOS.

  • facebook
  • twitter
  • youtube